Cueva de La Ojerada

Rinconzucos
Rinconzucos
Rinconzucos
Rinconzucos
Rinconzucos

Hoy hemos visitado uno de esos lugares que hacía tiempo que teníamos en la mente pero que nunca habíamos visitado. Se trata de las cuevas de La Ojerada en Ajo, muy cerca del faro y del cabo más septentrional de nuestra comunidad.

Para llegar es muy sencillo ya que se encuentra bien señalizado, para ello debemos llegar a Ajo y dirigirnos hacia las playas, pero en la rotonda que nos desvía a la playa debemos irnos hacia el faro que se encuentra a unos 2,5 km. Poco antes de chocarnos con las puertas y las señales de prohibido de entrar al recinto del faro nos encontramos con una señal que nos manda a la derecha para las cuevas. Desde ese momento es sencillo llegar y mucho más aparcar, ya que disponemos de un parking donde dejar el coche.

El entorno es realmente bello por sus espectaculares vistas. Tras atravesar el parking llegamos al camino y comenzamos a disfrutar de la bravura del Cantábrico y las fuertes olas rompiendo contra los acantilados.

Sin darnos cuenta nos encontramos encima de nuestro objetivo, así que cuando nos vamos moviendo nos encontramos con algo realmente bello. Se trata de dos grandes cavidades creadas por el mar con el paso de los años y de los fuertes temporales que azotan esta zona.

Nos adentramos en la cueva y comenzamos a escuchar un fuerte sonido que viene de entre las rocas y es que en este lugar podemos encontrar bufones que en los fuertes temporales del invierno expulsan el agua entre los huecos de las rocas. En el siguiente video podéis ver por donde sale el agua cuando hay mala mar. También en este lugar encontraremos una roca que con el fuerte oleaje se mueve. Algo realmente espectacular en unos acantilados que han sido un gran descubrimiento y os aconsejamos visitar en cuanto podáis.

Después de ver esta zona decidimos caminar por el sendero de los acantilados hasta el faro de Ajo, teniendo que saltar en un pequeño tramo en una finca cerrada para poder llegar.

Lo que sorprende es que el recinto del faro este cerrado para el acceso público pero que esté preparado con bancos, vallas y paneles explicativos en su interior.

Disfrutando de las vistas nos paramos a mirar los paneles y hay uno que nos llama especialmente la atención y es que como decíamos antes el Cabo de Ajo es el punto más al norte de Cantabria y cuenta con la plataforma continental más estrecha de la Península Ibérica, lo cual la convierte en un lugar perfecto para observar desde tierra, tanto aves marinas (como Alcatraces, Págalos, Gaviotas…) y cetáceos (Marsopa Común, Delfín mular, Calderón, Cachalote, Orcas,…) durante sus migraciones en los fuertes temporales de otoño e invierno.

Por último y después de volver al parking a coger el coche, tenemos que decir que se trata de una zona muy resbalazida, por lo que hay que ir con muchísimo cuidado y si hay mucho mar ¡con mucho más cuidado!

Para llegar:

 

 

Rinconzucos
Rinconzucos
Rinconzucos
Rinconzucos
Rinconzucos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *